La inspiración que traspasó fronteras

malala

 

Constantemente insisto en el tema de la inspiración y es porque me he dado cuenta que la gran mayoría de personas anda por la vida sin saber qué les gusta, cuáles son sus talentos, para qué son buenos, qué los hace felices y, en especial, cuál es su propósito de vida.

Está claro que no todos tenemos la oportunidad de hacernos esas preguntas, más cuando la vida va en una prisa interminable en la que hacemos lo urgente y lo importante lo dejamos para lo último y oh! sorpresa, estamos dejando de lado nuestros sueños y metas.

Hace días estaba con la inquietud de ver el documental completo “He named me Malala” Fue de total inspiración entender de fondo por qué personas como esta llegan a ser grandes líderes sociales y merecedores de tan importante reconocimiento como lo es el Premio Nobel de la Paz.

Sabemos que este tipo de historias es de esas luchas fuertes que pueden durar años o toda la vida, y no es para menos, en el caso de Malala, ella tuvo que enfrentarse al grupo Talibán sin miedo de lo que le pudiera pasar, todo por contarle al mundo lo que sucedía en sus país, específicamente con las mujeres y la violación al derecho de recibir educación.

Desde pequeña esta joven fue inspirada por su padre, quien enseñaba en colegios y al igual que ella, tenía una gran inquietud por los temas sociales. Para este el hecho de recibir formación y con ello crear un criterio en cuanto a la vida era de gran importancia, y gracias a ese legado que le transmitió a su hija y el empoderamiento que de una u otra forma le brindó, Malala tuvo el corage de seguir adelante y no desfallecer sin importar lo que viniera.

Creo que no puede haber un padre más orgulloso que este, pues no en vano tiene una hija Premio Nobel de Paz, guerrera y luchadora, que no le teme a alzar la voz por los derechos de sus hermanas y hermanos (como diría ella).

Es así que la educación que nuestros padres nos den desde que estamos pequeños es importante, no solo porque sea una obligación, sino porque será determinante para que la sociedad reciba personas con un propósito de vida claro, honestas, trabajadoras y con un gran amor por la labor en la que se desempeñen.

Como dice Malala: el solo hecho de tener un niño, un profesor, un libro y un lapicero pueden cambiar el mundo; no necesitamos de grandes estructuras, sino de mentores apasionados que inspiren a sus estudiantes a ser mejores cada día, pues en cada salón de clases podemos tener a un líder en potencia que solo necesita descubrir su talento y mostrarlo al mundo.

Entonces, te invito a que te tomes en serio tu plan de vida, tu propósito en esta tierra porque creo firmemente en que no vinimos al mundo solo a pasarla bueno, pensando en nosotros mismos, sino que tenemos un por qué y un para qué y es imperativo que lo descubramos.

Te dejo el link de Malala cuando recibió el Premio Nobel de la Paz y por supuesto recomendado ver el documental “He named me Malala”

Malala Yousafzai Nobel Peace Prize Speech

 

 

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: